¿Incubadoras de startups? Conócelas

Si tienes un proyecto de empresa y quieres hacerlo crecer, muy probablemente tendrás que ir a una incubadora de negocios para que te ayuden creando planes de desarrollo y así llevar tu idea a la realidad. 

Las incubadoras son instituciones públicas o privadas que se encargan de asistir a los emprendedores en diferentes procesos, como la evaluación de viabilidad del negocio, planes de mercado, asesoría legal, logística, financiamiento entre muchos otros más.

Dicha asistencia se brinda en etapas, en primer lugar tenemos la preincubación. Es aquí cuando le dan al emprendedor la orientación en el desarrollo de su empresa, se evalúan los pros y los contras, el público al que se va a dirigir, la viabilidad por zona etc. todo esto va construyendo las bases con estudios reales.

En la segunda etapa se le da seguimiento a la implementación, operación y desarrollo del negocio junto con diferentes procesos, esto ayuda a tener mayor claridad sobre tus objetivos finales.

Por último, tenemos la fase de post incubación, esta comienza a aplicarse una vez que la empresa fue puesta en marcha y tiene la finalidad de buscar mejoras constantemente.

Ahora ¿cómo sabes si necesitas una incubadora de negocios? Aquí te contamos:

1.- Para que tu empresa pueda ser partícipe de una incubadora debe ser un proyecto innovador y capaz de generar empleos. Si ya tienes un emprendimiento y creaste un plan de negocios, muy probablemente estás listo. 

2.- Este plan será tu idea “en crudo” para poder evaluar qué tan funcional es este proyecto y si pasa a los siguientes filtros.

3.- Una vez que platicaste sobre este emprendimiento y aclaraste tus dudas, será tiempo de resumir tus objetivos y las características de tu empresa.

4.- Seguramente tu plan inicial de negocios se irá transformando, pero ¡no te preocupes! todo esto será para mejorar la viabilidad y quizá hasta sumar nuevas características a la idea que ya tenías.

5.- Finalmente tu plan pasará a un análisis en el comité de las incubadoras y de aprobarse comenzarás con la primera etapa del proceso.

6.- Al concluir el plan de negocios tu empresa seguirá recibiendo asesoría por 12 meses para ayudarte a encontrar más alternativas de crecimiento.

Por: Tahiri Archundia


5 claves para cualquier emprendimiento

¿Ya tienes una idea de lo que te gustaría emprender? Genial, ahora es tiempo de bajar ese concepto a un negocio que te generará ingresos. Aplica los siguientes consejos para empezar con el pie derecho.

  • ¿Quién es tu público objetivo y dónde se encuentra?

Debes conocer perfectamente a tu target, pues ellos serán tus clientes potenciales. Si tu target usa transporte público, anúnciate en la calle, si es una audiencia más joven interactúa en redes sociales, sea donde sea, ten presente que debes llamar su atención de acorde a sus necesidades y cómo tu producto/servicio le beneficiará.

  • Administra tus finanzas

Es común que los primeros ingresos que tengas quieras gastarlos, pero no debe ser así. Crea un presupuesto y lleva la contabilidad al día, esto te permitirá tomar decisiones en cuanto al uso del dinero. El control financiero te ayudará a decidir dónde reducir gastos, qué pagar primero, cuánto invertir en más stock, cuánto pagar de nómina e inclusive en qué momento solicitar un préstamo.

Si lo tuyo no es la administración financiera, acude con un experto lo más temprano del proyecto posible.

 

  • Cumple con la ley

Un emprendimiento a fin de cuentas es un negocio. Registra tu marca y logotipo en el IMPI, da de alta tu negocio en el SAT, saca una tarjeta de crédito para negocios, en resumen ten toda la información en términos legales para evitar sanciones o peor aún, plagios y demandas.

 

  • No te enfoques en un solo producto/servicio

Darle el protagonismo a un solo producto/servicio no está del todo bien, pues habrá alguien más que lo ofrezca a un menor precio o en diferentes presentaciones. Ten un abanico de artículos y ahí sí, puedes destacar tu producto/servicio best seller.

 

  • No te desanimes

Al montar un negocio se espera que los ingreses entren y fuerte. Habrá días buenos, excelentes, regulares y otros malos. Emprender no es sencillo, pero si ya estás en el barco, en lugar de bajarte, concéntrate en buscar cómo mejorar y conocer las debilidades y amenazas que te están afectando para darles la vuelta. Cuanto más ganas le eches, verás tu esfuerzo reflejado en ventas y fidelización de clientes.

Y como un tip extra: debes ofrecer alternativas de pago a tus clientes además del efectivo como aceptar pagos con tarjeta, transferencias SPEI, mensualidades, etc.

¡Síguenos en Facebook, Twitter e Instagram para conocer más sobre nuestros productos!


Capitaliza tu negocio

Todo emprendimiento tiene una meta a mediano o largo plazo, y es alcanzar la estabilidad financiera. Si tomamos en cuenta que el iniciar un negocio no es nada barato, recuperar esa inversión y comenzar a ver ganancias, lleva tiempo y dependerá de las condiciones del mismo.

Hoy existen diferentes alternativas para conseguir capital y seguir incrementando tu emprendimiento. Aquí te platicamos las más populares para que le saques todo el provecho a tu negocio.

1.- Utiliza tus ahorros personales. Una de las ventajas que tienes al usar tus ahorros es que nadie te va a hacer firmar un contrato, no tienes que devolverlo y lo mejor es que podrás ir recuperándolo. El problema de esto es que no puedes garantizar la recuperación a corto plazo, ya que dependerá de tus ganancias, de los gastos que surjan y de las necesidades que debas cubrir en tu negocio.

2.- Solicita un crédito a partir de tus ventas. Esta es la alternativa ideal si llevas transaccionando al menos 6 meses con tu procesador de pago, en el caso de Sr. Pago contamos con una alianza con R2 Capital que te permitirá obtener desde 25 mil hasta 500 mil pesos fácilmente. Lo mejor es que no tienen cargos ocultos o cuotas fijas y lo pagas mientras vas vendiendo.  

Anímate a impulsar tu crecimiento, conoce más aquí.

3.- Vende activos. Esta puede ser una buena opción si te urge el capital, quizá no tienes dinero líquido, pero cuentas con bienes de valor como automóviles, tal vez un inmueble, o hasta aparatos electrónicos. Todo esto te puede sacar de un apuro, solo sé consciente del dinero que necesitas, no malbarates por la urgencia.

4.- Pide un préstamo bancario. Si bien esta alternativa es de las más populares no dependerá de ti, sino de las instituciones financieras. Antes de aceptarte o rechazarte los bancos revisan tu información crediticia, y es aquí cuando deciden si eres un cliente apto. Si ya te decidiste, recuerda revisar el plazo, las mensualidades y los intereses a pagar para que estés al pendiente.

5.- Pide prestado a tus familiares y amigos. Ok, sabemos lo incómodo que puede ser pedir dinero a alguien que conoces, pero es una gran opción si no cuentas con un procesador de pagos, historial crediticio o un bien para vender. Recuerda siempre pagar en tiempo y forma para que puedan seguir dándote la confianza.

Con estas opciones sí o sí puedes obtener liquidez y remodelar tu local, comprar inventario, abrir una sucursal, pagar nóminas y proveedores, o utilizarlo simplemente para lo que necesite tu negocio.  

Por: Tahiri Archundia


¡Conviértete en marca!

¿Qué te parecería emprender con tu marca personal? Seguro es el sueño de millones, pero no todos se atreven a intentarlo. ¡Hazlo fácilmente con nuestros tips!

¡Encuentra lo que te hace diferente! Si deseas colocar una empresa de giro común, piensa lo que puedes hacer para innovar. Pregúntate: ¿Si pongo una papelería qué me hará especial de las demás y me pondrá en la mente de mis clientes? Un ejemplo podría ser dar servicio a domicilio o quizá vender materiales especializados. No dependas de las necesidades de tus consumidores, haz que ellos te necesiten. 

Posiciónate. Muchas veces la atención personalizada puede hacer que tus clientes regresen y será clave para lograr su fidelización.

Trabaja en tu imagen digital. Ok, es bueno que te preocupes por tus clientes físicos, pero gana más clientes teniendo presencia digital. Crea redes sociales, aprende del posicionamiento en google, solicita opiniones y comentarios. Te ayudará a comprender cómo te ven tus clientes y lo que puedes hacer para mejorar.

Inviértele a tu imagen personal. Por más pequeña que sea tu idea estás convirtiéndote en un empresario. Busca brindarle confianza a tus clientes tomándote fotos que muestren tu mejor cara, esto también aplica para las fotografías de tus productos, serán parte esencial para ti.

Crea tu página web. Así tengas solo 3 productos, tener una página web te puede abrir a un público más extenso. Además no gastarás en rentas o remodelaciones físicas, podrás tener tu tienda desde cualquier dispositivo móvil y promoverla por redes sociales.

Si ya te convenciste en Sr. e-Commerce tenemos la solución ideal para ti, ya sea para cobros desde redes sociales hasta tener una página 100% personalizada, entra aquí y conoce todas nuestras herramientas. Crea tu página, comparte y vende fácilmente.

TIP: Si cuentas con redes sociales, procura que todas tengan el mismo nombre, le será muy fácil a tus clientes encontrarte y contactar contigo para realizar pedidos.

¡Pon manos a la obra y comienza ya creando tu marca! Aquí puedes conocer todo lo que necesitas para constituir tu negocio y comenzar a vender sin límites.

Por: Tahiri Archundia


Comienza a invertir en Cetesdirecto

Ya conoces los términos, cómo funcionan y qué son los CETES, es hora de echar andar las inversiones y comenzar a generar rendimientos a futuro, aquí te decimos cómo empezar.

Entra a cetesdirecto.com y da clic en Abre tu cuenta

En este primer formulario debes colocar tus datos personales. Recuerda, que toda la información recopilada en esta página está protegida y es de uso exclusivo para la plataforma. Encuentra aquí su Aviso de Privacidad.

El segundo formulario te solicita datos para recuperar tu contraseña en caso de haberla olvidado. Es muy recomendable colocar esta información porque así puedes proteger tu cuenta con un candado extra. En esta pestaña se encuentran los términos y condiciones, recuerda leerlos y aceptarlos.

Una vez que diste clic en Continuar, deberás brindar información domiciliaria, así como tus datos bancarios y beneficiarios en caso de tenerlos. Presta atención a este formulario ya que podrás decidir si quieres comenzar a invertir desde ese momento, o si quieres activar el ahorro recurrente, la cantidad para dicho ahorro y la periodicidad en la que se realizará esta retención. 

Si decides activarlo, cetesdirecto realizará el cargo a tu cuenta según la periodicidad que elegiste. Es una de las mejores opciones de ahorro con rendimiento.

Finalmente coloca tu nacionalidad, así como tus datos fiscales. 

Y listo, tendrás acceso a tu cuenta las veces que lo necesites colocando tu usuario y contraseña. Recuerda que para tener mayor control puedes descargar la app y llevar contigo tus inversiones.

Léenos la próxima semana, te diremos qué más puedes encontrar dentro de cetesdirecto.

Por: Tahiri Archundia


El ABC de los CETES

En la entrada pasada te contamos acerca de los CETES como método de inversión, pero antes de adentrarte al mundo de cetesdirecto, te dejamos este glosario de términos básicos que debes conocer para convertirte en experto de las finanzas personales:

BONDDIA: Se refiere a las “bolsas” en donde tu dinero se encontrará. En otras palabras, son todos los lugares en donde diversificarás la inversión.

BONDESD: Son Bonos de Desarrollo del Gobierno Federal, y valen 100 pesos.

Bonos: Son Bonos de Desarrollo del Gobierno Federal con Tasa de Interés Fija. También vale 100 pesitos.

CETE: Su nombre completo es Certificado de Tesorería de la Federación. 

TANDACETES: Es un producto de cetesdirecto en donde puedes hacer un ahorro, una o dos veces al mes como una inversión recurrente. Se invierte en automático y tú decides la cantidad a ahorrar, así como el tiempo para hacerlo.

UDI: Es una unidad que establece el Banco de México que aumenta conforme a la inflación con el objetivo de que no pierda valor con el tiempo. Todos los días cambia y es publicado en el Diario Oficial de la Federación.

UDIBONO: Son Bonos de Desarrollo del Gobierno Federal denominados en Unidades de Inversión. Su valor son 100 UDIS. Este producto protege tu dinero de la inflación.

Interés: Precio que se paga por el uso de fondos que son “prestados”. Es una carga para el que lo desembolsa y una renta para quien lo recibe. 

Interés compuesto: Es el interés acumulado, se incrementa y produce después nuevos intereses.

Rendimiento: Beneficio que produce una inversión, ya sea ganancias como capital o intereses.

Cetesdirecto es la mejor plataforma con la que puedes comenzar a invertir. Si aún no te convences, te damos un repaso rápido sobre las inversiones en CETES:

  • Puedes comenzar a invertir desde 100 pesos, y después comenzar a comprar cetes a 10.
  • Puedes automatizar tus inversiones, ¡y hasta puedes ahorrar generando rendimientos!
  • Tu inversión regresará a ti en el tiempo que elijas.
  • Regístrate y comienza a invertir (también tienen app)
  • El control de las inversiones es TOTALMENTE tuya, CETES autorizará todo lo que necesites.

Ya conoces todo lo que necesitas para comenzar a invertir, en la próxima entrada te platicaremos cómo utilizar esta plataforma para sacarle todo el provecho.

Por: Tahiri Archundia


Ahorro en tiempos de crisis

La mejor lección que nos ha dado la pandemia

Históricamente en México, el ahorro siempre ha sido un tema complicado. Esto no se debe únicamente al comportamiento de los mexicanos, sino a los bajos salarios que se destinan al grueso de la población, impidiendo que miles de personas puedan acceder a servicios financieros para su futuro. 

Otro punto importante es la falta de cultura financiera que un gran porcentaje de individuos carece, esto provoca que el poco dinero que llega a sus manos sea víctima de los famosos “gastos hormiga”, impidiendo de nuevo un guardadito.

Tras el aislamiento en nuestro país, muchas personas comenzaron a reconsiderar el ahorro como una parte fundamental y básica para la vida. Acercándose cada vez más al cochinito y menos a las compras por impulso. 

No podemos descubrir el hilo negro del ahorro, este dependerá enteramente de los objetivos que tengas en mente a corto, mediano y largo plazo, así como tus planes a futuro, pero te podemos orientar para que comiences a crecer y fomentes en ti este buen hábito. 

1.- Prioriza los gastos necesarios. Piensa primero en la alimentación, la vivienda y la salud. Nuestros hábitos de consumo han cambiado, seguramente en estos meses has creado nuevas formas de entretenimiento sin gastar dinero, manténte así y apriétate un poco más el cinturón para no despilfarrar en ocio, al menos durante este tiempo en que estarás en casa. 

2.- Revisa TODAS tus suscripciones. Analiza bien los servicios que no utilizas y dalos de baja, siempre puedes encontrar una opción más barata o prescindir de ellos.

3.- Revisa tus deudas. Recuerda que la crisis le pegó a todas las personas en el mundo, por lo que muchos comercios están ofreciendo facilidades de pago. Si cuentas con ingresos fijos no los utilíces, mejor déjaselos a quienes tienen mayores dificultades para pagar, seamos más empáticos con la situación de los demás.

4.- No caigas en las ventas de temporada. Muchas tiendas estarán preparando ofertas o descuentos para reactivar la economía en estos sectores. Analiza si realmente es algo que necesitas, compra solo lo indispensable y evita endeudarte.

5.- Consume local. Muchas personas están utilizando apps para consumir sus productos básicos, esto además de impactar a los negocios locales también te quita dinero, ya que por el servicio aumentan los precios y comisiones. Piensa mejor en comprarle a los pequeños negocios que reparten a domicilio, mientras apoyas a la economía de nuestro país. 

Aquí puedes encontrar muchos negocios que ya aceptan pagos a distancia, ¡Qué esperas para incluirlos en tus favoritos!

Tener un fondo de seguridad es de vital importancia en tiempos de crisis, este te permitirá afrontar cualquier situación y te dará mayor tranquilidad. Es importante que analices todos tus ingresos, estos tienen que ser afines al estilo de vida que llevas, ¡no gastes de más! incluso un pequeño ahorro puede salvarte de muchos imprevistos.

Por: Tahiri Archundia


¿Cuarentena? Comienza tu camino al emprendimiento

¡Aprovecha este tiempo y planea independizarte!

El brote de coronavirus no solo ha impactado en la salud, también ha causado afectaciones en la economía, por lo que muchos negocios han cerrado sus puertas. Pero no todo es malo, también otras han nacido por innovación y buscando suplir los servicios perdidos. 

En tiempos de coronavirus mientras algunos se dan por vencidos otros crean, buscando nuevas oportunidades ante la crisis. Esta cuarentena tiene un gran punto a su favor, nos brinda el suficiente tiempo para ser más productivos, para pensar en grandes ideas que a futuro nos ayuden a generar ingresos.

Toma un tiempo todos los días para dejar volar tu imaginación, esto además de relajarte te ayudará a pensar en ideas para nuevos escenarios de emprendimiento. Recuerda plasmarlos en papel para que pronto se conviertan en metas a cumplir. Ponte a pensar en qué es lo que el mundo necesita y de qué manera puedes aportar.

No siempre vas a tener las mejores ideas, y a veces sentirás que tu cerebro se bloqueó, pero no te preocupes, muchas de las grandes empresas que conocemos hoy en día comenzaron con ideas que de principio no parecían trascendentales y hoy se han convertido en pilares para el mundo.

Una vez que decidiste qué rumbo tomar, genera una estrategia, toma en cuenta los avances tecnológicos y las nuevas formas de relacionarse en el mundo, de ser necesario. Será válido que poco a poco vayas puliendo tu camino mientras decides qué emprender. Este proceso va a ser a prueba y error, pero descuida, tienes bastante tiempo para tener algo bien estructurado, sigue trabajando en ello.

Luego de esta cuarentena cientos de profesionales se enfrentarán a nuevos retos, y pueden existir algunas brechas económicas que podrían representar un obstáculo al querer materializar tu idea, por eso pon mucha atención en que el negocio que desees emprender responda a una necesidad de la sociedad.

No veas a la cuarentena como tiempo perdido, fortalece tus sueños y genera oportunidades. Salir de tu zona de confort puede ser difícil pero ya sea en línea o con un negocio físico, en Sr. Pago estaremos a tu lado para ayudarte a crecer, ofreciéndote alternativas de pago para que aceptes a cualquier cliente mientras tu negocio traza su camino al éxito.

Emprende, crea y cumple tus sueños.

Por: Tahiri Archundia


Haz match con tus clientes en San Valentín

Emprende con todo durante San Valentín

Para preparar las celebraciones en febrero las empresas hacen de todo, se visten de rojo, hay corazones por todos lados y ofrecen románticas promociones para sus consumidores. Es un mes que impacienta a todos por igual, ya que logra impulsar el comercio luego de la “cuesta de enero”.

Para muchas empresas esta es una de las temporalidades más fuertes del año, porque logran aumentar sus ventas entre un 50 y 70 por ciento, por lo que es común que haya una temporada de preparación para estas fechas tan especiales. 

"Los clásicos nunca se olvidan"


Esta frase sigue siendo vigente, ya que entre los productos que más se venden durante la temporada son los bombones y las flores. Bajo esa escala se encuentran los chocolates, perfumes, tarjetas, peluches y todo lo necesario para expresar el amor de una manera muy romántica.

Si bien todo lo relacionado con los aspectos sentimentales es muy solicitado, también encontramos en la estadística los tratamientos de belleza, spa, balnearios y hoteles.

Gracias a las nuevas tecnologías, los consumidores antes de tomar la decisión de compra investigan marcas, comparan precios y compran directo en los mercados digitales. Es una plataforma de fácil acceso y con un alcance mayor al de los mercados tradicionales.

Aumenta tus ganancias

No le tengas miedo a emprender un negocio durante estas fechas, cualquier producto o servicio para parejas que quieras lanzar al mercado va a ser bien recibido. Prepárate y promuévete en redes sociales.

Haz match con Sr. Pago


Por: Tahiri Archundia