Sabemos que esta es la temporada de regalos, luces brillantes, cenas deliciosas, y sí, muchos compromisos que pueden hacer que tu aguinaldo desaparezca en segundos. 

Dale buen uso para que la cuesta de enero no afecte tus finanzas, aquí te daremos algunos tips que podrán ayudarte a decirle “hasta nunca” a todas esas pequeñas deudas.

Planea tus gastos. Ok sabemos que hay muchas cosas que quizá no vas a poder evitar, pero procura tener siempre un presupuesto para tus gastos generales y una pequeña suma para eventualidades. Te ayudará a generar un ahorro para iniciar el año.

Esto no quiere decir que guardes todo, sino que con una buena planeación puedes regalar, cubrir tus gastos y quizá hasta tener un sobrante. Date el gusto de comprar, pero conscientemente.

Aprovecha y paga tus deudas. Si tienes algún compromiso que has dejado de lado últimamente, utiliza un porcentaje para realizar un abono, adelantar una mensualidad o hasta saldar el adeudo. Te evitará problemas a futuro e iniciarás el año con menos obligaciones y más beneficios para ti.

¿Ofertas navideñas? OJO, esta temporada es ideal para gastar en establecimientos o sitios web con grandes letreros y promociones. Si vas a comprar es mejor que compares precios y elijas la mejor opción. 

TIP: Evita comprar artículos que sean de temporada, mejor opta por aquellos que puedas utilizar de manera regular, de no ser así tendrás ropa, accesorios o decoración que te generarán un gasto y que solo podrás disfrutar unos cuantos días al año. 

No hagas gastos exagerados. Si vas a ser anfitrión recuerda comprar lo necesario para pasar una buena velada. Muchas veces exageramos en hacer cenas muy grandes para toda la familia y tener un extra para el “recalentado”, pero si lo ves fríamente no siempre se acaba y tienes que terminar tirando alimentos que pudiste haber reservado para otro momento. 

Lo mismo pasa con las compras irracionales, cuida de tus finanzas, y compra lo necesario sin gastar de más.   

Piensa en el futuro. Muchas veces los regalos fugaces te dan una felicidad rápida pero no suelen durar más. Por eso considera una pequeña parte del aguinaldo en inversiones que en el futuro generarán rendimientos y que podrás utilizar para esas vacaciones que siempre deseaste, o el enganche de un automóvil, o quizá hasta para pagar tu educación.

El mejor consejo que te podemos dar para que tu aguinaldo se aproveche en su totalidad es “saber cuándo parar”, si eres consciente de los límites y el poder de endeudamiento que tienes podrás evitar las deudas fácilmente. 

Recuerda seguir las recomendaciones del gobierno en estas fechas, evita aglomeraciones y cenas con muchas personas. Tu salud es lo más importante. Felices fiestas.

Por: Tahiri Archundia