¿Qué es un contracargo?

Cuando revisas tu estado de cuenta y te das cuenta de que hay un cobro que no reconoces, automáticamente tu reacción será hablar al banco para aclarar que tú no hiciste esa transacción.

Una aclaración es la solicitud que hace el tarjetahabiente para verificar cobros que no reconoce. Una vez que el banco analiza sus movimientos, esta solicitud puede convertirse en un contracargo.

Eso es en el caso del consumidor, como vendedor deberás conocer más a profundidad sobre contracargos y cómo pueden afectar tus ventas.

¿Qué es un contracargo?

Es una aclaración a favor del tarjetahabiente donde el banco reembolsará el cobro. Esto se verá reflejado en tu cuenta Sr. Pago, pues la compra en cuestión será revertida, es decir, perderás esa venta.

¿En qué consiste un contracargo directo?Sucede cuando el tarjetahabiente desconoce la transacción realizada y el banco reembolsa la compra sin pasar por un proceso de aclaración.

Tipos de contracargo:

Bienes o servicios no proporcionados: se refiere a una reservación que no fue ocupada o a un servicio no brindado.

Cobro duplicado: Ocurre cuando cobras un mismo producto en más de una ocasión.

Suscripción cancelada: Tu cliente dejó de utilizar tu servicio y los cobros se deben descontinuar.

Devolución no procesada: Tu cliente no estuvo de acuerdo con el cobro, pero no realizaste reembolso.

Documentación incompleta: La firma que recibiste es ilegible o está mal trazada. En el peor de los casos, no cuentas con la firma del cliente.

Cargo no reconocido: El tarjetahabiente declara no haber efectuado dicha compra.

Mercancía defectuosa: el producto que vendiste no funciona o carece de las características esperadas.

No show: Tu cliente no se presentó o no utilizó el servicio.

Pago por otro medio: Tu cliente declara haber cubierto la cuota en efectivo, por transferencia o a través de un cheque.

La prevención siempre será la mejor manera en la que puedes proteger tu dinero, es por eso que aquí te dejamos un video con las mejores prácticas que debes tomar en cuanta al momento de hacer un cobro con tu terminal punto de venta.

¡Síguenos en Facebook, Twitter e Instagram para conocer más sobre nuestros productos!


Onmicanalidad para tu empresa

¿Ya conoces el término omnicanal? Básicamente es una estrategia que te permite aprovechar todos los canales de contacto con tu cliente para mejorar su experiencia de compra. Es muy recomendable si lo que deseas es que tus clientes puedan conectar contigo fácilmente. 

Aunque suene muy complicado de lograr, hay muchas estrategias muy sencillas que puedes comenzar a poner en práctica, aquí te contamos algunas: 

1.- Descripciones claras y detalladas. Es muy importante que cualquier cliente digital sienta que se está en una tienda física. Al estar comprando a través de una pantalla características importantes como las texturas o materiales pueden perderse, por lo que debes poner toda la información que tus clientes necesiten sin omitir detalles, coloca fotografías y diferentes vistas del producto para que su experiencia web no le provoque una “expectativa vs. realidad”.

2.- Actualiza tu inventario con las novedades físicas. Recuerda que un sitio es una extensión de tu tienda física, por lo que debes contar con el mismo número de productos en un canal y otro. Muchas veces tus clientes buscan tu tienda en redes sociales o por web, y si algo les interesó pero no lo encuentran en línea puede hacerte perder una posible venta y hasta un cliente potencial. 

3.- Unifica tu comunicación digital. Ofrece los mismos descuentos en tu sitio, redes sociales y en tu negocio. Pero intenta dar una oferta especial para los clientes online que vayan a recoger directamente el pedido en tu tienda, esto además de ahorrarte el envío y la logística, te ayudará a que tu cliente conozca más productos y hasta te siga consumiendo si ve algo que le guste en tu tienda. 

4.- Crea canales de atención. Nunca descuides la atención a tus clientes, de ser posible crea los que consideres que cubrirán esta necesidad. Ya sea WhatsApp, integrando un chat en tu página, o hasta teniendo un community por la temporada, te ayudará a resolver cualquier duda o queja que tengan tus clientes. Esto les brindará una experiencia agradable y sentirán satisfacción al comprar en un sitio que los escucha. 

5.- Utiliza las herramientas digitales para ventas. La mayoría de tus clientes cuentan con un dispositivo móvil, aprovecha las soluciones del internet para crear códigos que puedan descargar en tu sitio, ya sea para conocer el menú, en caso de que tengas un restaurante, una llave de acceso, si tienes un evento, o hasta un simple cupón de descuento. Alójalo en tu sitio y recuérdales siempre a tus clientes que cuentas con esos beneficios si entran a tu página.

Existen muchísimos consejos para acercarte a ellos. Recuerda que tú conoces mejor que nadie las necesidades de tus clientes, no tengas miedo de innovar. Optimiza tu sitio, crea las mejores estrategias y prepárate para incrementar tus ventas.   

Por: Tahiri Archundia