¿Para qué sirven los impuestos?

Cada vez que hacemos una transacción, utilizamos algún servicio o simplemente realizamos una compra, pagamos un impuesto. 

De hecho muchas veces los pagamos sin darnos cuenta, siendo aportaciones pequeñas aunque constantes, pero ¿te has preguntado por qué debemos pagarlos y a quiénes le sirve?

Ok, dejemos las cosas claras, las contribuciones de los ciudadanos son una obligación que no solo en México se cumple, en muchos otros países están incluidos de manera constitucional y su función es contribuir al sostenimiento de los gastos públicos.

Todos somos contribuyentes y todos pagamos impuestos, incluso quienes aún no trabajan, o se dedican a alguna actividad con fines de lucro. 

Si bien es cierto el pago de los impuestos una vez que se supera la mayoría de edad depende del tipo de contribuyente que seas, ya sea como persona física o moral, y existen 3 tipos, los Federales, los Estatales y los Municipales, mientras que a su vez cada uno se divide en dos, los directos que pagan quienes poseen algo y los indirectos para los que consumen algo.

En nuestro país la institución que se encarga del manejo de los impuestos es el Servicio de Administración Tributaria (SAT) y menciona los siguientes sectores que son los beneficiados por este pago:

  1. Infraestructura pública: se encarga de llevar electricidad, agua potable o alcantarillado hasta las comunidades más alejadas. 
  2. Educación: como la creación de escuelas, sueldos de profesores, personal administrativo y materiales de apoyo.
  3. Vías de comunicación y transporte: se utilizan para la creación de carreteras, autopistas, puentes, aeropuertos y transporte público, enfocados siempre a viajes más seguros.  
  4. Salud: brindan acceso a tratamientos para enfermedades crónicas o nuevas, así como programas y servicios de calidad para toda la población.
  5. Espacios públicos: promoviendo la convivencia social y entornos seguros y divertidos. 

Como puedes ver, el pago de los impuestos beneficia a muchas personas y ayuda a enriquecer los servicios y espacios públicos, si bien aún hay mucho que mejorar, el pago de este “tributo” puede aprovecharse para seguir ayudando a otros.

Autor corporativo. (S/A). Guía básica para el pago de impuestos. 8 de febrero del 2021, de BBVA México Sitio web: https://www.bbva.mx/educacion-financiera/blog/guia-basica-para-pago-de-impuestos.html

Autor corporativo. (S/A). ¿En qué se ocupan los impuestos que pago? Esto indica el SAT. 8 de febrero del 2021, de Milenio Sitio web: https://www.milenio.com/negocios/impuestos-en-esto-se-ocupan-los-que-pagamos-segun-el-sat

Por: Tahiri Archundia


¿Crédito o adelanto de tus ventas?

En México existen muchas instituciones financieras, bancarias e independientes que ofrecen créditos o financiamientos para ayudar a las PyMes a crecer. Este tipo de servicios les facilitan liquidez para poder remodelar, hacer sucursales, contratar capital de trabajo y muchas cosas más.

¿Pero cuándo sé que es un buen momento para solicitarlo? Ok, seguro te has hecho esta pregunta, lo primero que debes hacer es no caer en presiones, piensa bien cuánto dinero necesitarás, arma un presupuesto rápido de los arreglos que debes realizar, el mantenimiento, o lo que desees hacer con ese capital.

Una vez que ya decidiste y tienes un aproximado planeado, acércate a alguna institución financiera. Puede ser que necesites un crédito, o tal vez sea más adecuado un adelanto de tus ventas con tarjeta.

Un crédito es un préstamo que te brinda alguna entidad para que puedas darle uso de la manera que creas conveniente. Básicamente es igual que una tarjeta de crédito, te prestan el dinero y mensualmente vas cubriendo la cantidad haciendo depósitos en tu cuenta. Esto podría parecer una desventaja si no tienes la liquidez necesaria al mes, por lo que puede complicarse si la mensualidad es alta o si te atrasas con los pagos, ya que se cobran intereses y se puede hacer una deuda interminable.

Si no te encanta la primera opción, pero aún así necesitas obtener el dinero, puedes solicitar un adelanto de tus ventas con tarjeta. Con esta solución podrás obtener capital y lo mejor es que lo vas pagando según vas vendiendo; no tendrás mensualidades o plazos fijos y es muy fácil ser aceptado ya que solo necesitas tus estados de cuenta con mínimo 6 meses de tus ventas.

En Sr. Pago tenemos una alianza con R2 Capital, que te permitirá obtener la liquidez que necesitas para que puedas utilizarlo de la mejor manera. El trámite es muy sencillo y en menos de 24 horas puedes tenerlo en tu cuenta, además de que no revisan tu historial crediticio (score) ni se te piden avales o garantías y como mencionamos arriba puedes pagar mientras vas vendiendo por medio de tu terminal Pin Pad. Puedes obtener más información sobre esta alternativa entrando aquí.

Si ya te decidiste pon en marcha todos tus proyectos. Crecer tu patrimonio puede ayudarte a tener un mejor futuro.

Cumple tus objetivos, logra tus metas ¡y vende sin límites!

Por: Tahiri Archundia


#ConsumeLocal

Al inicio de la cuarentena te hablamos sobre cómo podías apoyar a los pequeños comercios durante la crisis sanitaria, queremos retomar este tema porque es de suma importancia seguir apoyando a los negocios locales y estabilizar la economía de nuestro país.

Hoy más que nunca debemos ser solidarios como lo hemos hecho en otros momentos, con la calidez humana que tenemos como mexicanos. Hace unos años lo demostramos luego de un terremoto que dejó a más de una decena sin hogar, ahora podemos volver a hacerlo con los pequeños negocios que se encuentran en riesgo de quebrar.

Comencemos a darle la vuelta a nuestro consumo, gira a los productores y comerciantes nacionales, juntos podemos ayudar en medio de la incertidumbre.

¡Aquí te enlistamos lo que puedes hacer para seguir fortaleciendo el consumo local!

1.- Apoya a tu amig@ emprendedor, si no puedes consumir comparte sus publicaciones, le dará más alcance y con ello posibles ventas.

2.- Si eres fan de algún producto nacional búscalos en sus redes sociales y deja tu comentario positivo, esto ayudará a otros a animarse y comprar.

3.- De ser posible comparte y etiqueta a tus marcas  nacionales favoritas en tus redes, no se trata de presumir, sino de ayudarles a llegar cada vez a más clientes.

4.- Apoya a quienes no tienen un ingreso fijo. Si puedes dar un poco de dinero a las personas que están vendiendo en la calle o puedes hacer intercambio de mercancía hazlo, con tu acción puedes ayudar a una familia que lo necesita.

5.- Si trabajas y aún vives con tu familia, destina un poco de tu sueldo a la persona que haga mayormente las labores del hogar. Más que una “paga” es un agradecimiento por el esfuerzo de trabajo diario no remunerado.

6.- ¡No canceles tus citas! Si te vas a cortar el cabello, tienes entrenamiento personal, terapia o simplemente necesitas de un profesional que te apoye, recuerda no cancelar, mejor reagenda tu servicio para después, también puedes ayudarle pagando una parte y el resto para cuando se puedan ver.

7.- Pide comida (dentro de tus posibilidades) a esa fondita de tu colonia, además de ser casera será sana para tu cuerpo, ¡no todo es comida rápida!   

8.- Si te hace falta algún producto básico, en lugar de ir al super y gastar gasolina, opta por la confiable tiendita de la esquina.

9.- Utiliza los servicios de delivery que tienen los mercados de barrio, podrás surtir tu despensa y tendrás productos de calidad hasta la puerta de tu casa.

10.- Elige plataformas nacionales de comercio electrónico para hacer tus compras de productos o servicios que necesites.

11.- Fortalece la cadena de consumo en caso de que tengas un negocio, busca proveedores locales y creen alianzas.

Seamos solidarios con las personas a nuestro alrededor, la economía en nuestro país es más sustentable que nunca, apoyemos juntos a todos los negocios y siempre #ConsumeLocal.

Por: Tahiri Archundia